Poder Judicial en España… ¿Corrupto?


Vaya por delante que creo que los miembros del Poder Judicial en su absoluta mayoría son personas honradas que buscan hacer un trabajo bien hecho, y lo creo no por quedar bien y evitarme problemas, sino porque sino fuera así y visto lo visto ya no habría quién viviera en este país. El Poder Judicial en cuanto a su honorabilidad, profesionalidad y cualquier otro aspecto está a años luz en España de lo que es el Poder Ejecutivo.

Debo aclarar que cuando digo corrupto aquí me estoy refiriendo al sentido de la palabra corrupción que viene de corromper y que de forma genérica significa entre sus varias acepciones “echar a perder, depravar, dañar, pudrir, pervertir, estragar, viciar, etc.”.

El Poder Judicial es a un país lo que el departamento de calidad u otros elementos de control son a una empresa, si quieres un buen producto inevitablemente tendrás que prestar mucha atención a dicho departamento porque será el que garantizará que lo que estás entregando al mercado cumple con unos requisitos mínimos para que quienes tienen que adquirir tu producto lo hagan con confianza. Cuando mayor y más exigente es el control de calidad mejor suele ser el producto o servicio resultante y más confianza tiene el mercado en la empresa que lo genera.

Aunque no se haya visto así por parte de muchos y quizás a muchos les sea discutible esta es una de las mayores aportaciones del Poder Judicial a un país. Cuando el Poder Judicial funciona correctamente es, por ejemplo, una garantía para los negocios, los que crean empresas saben que están protegidos contra la rapiña de todos los que actúan en el mercado, saben que si no les pagan pueden acudir a un tribunal y este hará lo debido en su debido tiempo para poder cobrar, los que son sujetos de discriminación en sus negocios con la administración pueden acudir a los mismos y ser atendidos y ver cómo los culpables terminan en la cárcel y un largo etcétera; por otra parte, los ciudadanos tienen la confianza de que pueden llevar a los mismos tribunales con libertad sus problemas porque igualmente van a ser escuchados… Hay mucho más, pero eso es lo que da confianza a las personas y a las empresas de un país, que no puedan medrar los ladrones, sinvergüenzas y corruptos, y cuando hay confianza el ambiente que se respira es otro y la imagen que se da al mercado -al mundo- también es otra porque sino caemos en lo que siempre se ha llamado una “República Bananera”.

Esto es especialmente importante porque muchas veces cuando miramos los políticos lo hacemos desde nuestras “filias  y fobias”, desde lo que nos es querido y aquellos que creemos que mejor lo protegen son los que sentimos como afines, sin embargo en este aspecto no creo que nos demos cuenta hasta qué punto deberíamos dejar de lado esta forma de ver las cosas porque tendemos a aprobar personajes que no merecen tal aprobación y eso al final terminará dañándonos a nosotros mismos y nuestros intereses (excepto si vivimos a la sombra del corrupto, claro).

Si nos vamos otra vez al ejemplo de las empresas un instrumento del control de calidad son las auditorías. Al CEO eficiente y honesto estas auditorías le son de interés y debe buscar que sean independientes, al CEO con vocación de corrupto lo que le interesa es que sean hechas con el sesgo que a él le interese o que directamente no se hagan. En el campo de la política es lo mismo, al político corrupto o con vocación de corrupto no le interesa que el Poder Judicial funcione correctamente, le interesa que actúe como a él le interesa o que, directamente, no actúe.

Corromper no es sólo sobres, comisiones, vender empresas públicas a buen precio para colocarte en ellas en el futuro, no es sólo colocar amiguetes o familiares de asesores a costa del erario público, es eso y mucho más, es lo que detrás de todo ello hay: Una mente o mentes corruptas que unidas llevan a la corrupción y perversión del sistema y del país, a echarlo a perder, dañándolo y haciendo estragos en el mismo; pero para poder hacer eso hay que tener poder, usted o yo que escribo no tenemos poder para ello aunque nos quieran vender la moto de que nosotros somos responsables de la situación del país, como lo hacen con algunos cuentos que vendidos por los medios y que a fuerza de ser repetido ya parece verdad y no se cuestionan. En realidad para poder llegar a ese efecto hay que tener poder político.

¿Quieren saber si un político o un gobierno en cualquier lugar del mundo es tendente a la corrupción o no? Por tanto si tiene vocación de corrupto… Es fácil, miren como actúa en relación con el Poder Judicial: ¿Le da libertad, independencia, medios y recursos para que pueda actuar eficientemente en el ejercicio de sus funciones o intentan limitar su actuación ya sea limitando el acceso a la justicia o manipulándolo introduciendo en el sistema judicial elementos que perturben su normal funcionamiento y que den un determinado sesgo o buscan que, directamente, no actúe?

Si observamos que escogen la primera opción tendremos políticos y gobiernos que realmente tienen esa vocación que proclaman: El servicio público, porque estarán haciendo realmente algo positivo para el país y serán gentes de fiar porque si no lo fueran no se arriesgarían a que el Poder Judicial pudiera actuar.

Si, por contra, escogen la segunda opción… ¿Qué conclusiones podemos sacar…? La primera es que prefieren que el Poder Judicial no actúe, como el CEO que antes citábamos eso sólo puede ser porque no quiere que la auditoria ponga en evidencia su mala gestión y muy posiblemente sus acciones impropias para los intereses de los accionistas… A esos políticos y gobiernos les pasa lo mismo, en realidad son como sátrapas que sienten el país como un territorio del que sacar beneficio, no un espacio al que servir. Si eligen esa opción están eligiendo en realidad tener una patente de corso, están eligiendo corromper la función del Poder Judicial y, por la definición antes expuesta, son unos corruptos o, por lo menos, tienen vocación de ello porque están preparando el terreno para poder actuar con impunidad, y no importa cuantas leyes hagan o proclamen hacer porque estas no servirán de nada porque no se aplicarán con independencia y justicia.

La Justicia en un país es uno de los elementos más importantes de garantía de que el producto que ese país ofrece es de calidad, de que no medran los listos, los ladrones y los sinvergüenzas; permite a las personas y las empresas tener confianza y permite ofrecer al mundo una imagen de seriedad. Sin Justicia, o sea con un Poder Judicial cuyo poder de actuación se ha corrompido, estamos dejando el campo abierto a los elementos más deleznables de la sociedad porque tengamos en cuenta una cosa: Una persona honrada no necesita ser vigilada para que actúe conforme a la moral, ella misma actúa así porque por eso es honrada, a quién hay que vigilar es a los otros porque esos no conocen tasa ni límite y si no les paras dejaran siempre al honrado, sea particular o empresa, arruinado…

Podemos decir que esto es así en España desde hace mucho, mucho, pero eso no es excusa; también podremos ver que esto se va agravando con el paso del tiempo, que no mejora, que cada vez huele peor… Lo que otros antes dañaron con sus decisiones no sólo no ha intentado mejorarse o corregirse, sino que además se ha aprovechado para pervertirlo más aún y el problema es que el sistema de control de calidad en un nivel clave del país está desapareciendo, tanta historia y rollo con “Marca España” y parece que nadie se da cuenta que quién da valor a esa marca son los que salen en la foto…

Y no creamos que porque sea un área muy determinada de nuestra sociedad la que se aprovecha mas específicamente de ese deterioro no nos afecta a todos. Cuando un sistema se daña en una de sus partes al final termina afectando al resto, el daño no se queda aislado… El que el político de turno o quién sea próximo al poder se libre y que todos nosotros sepamos que lo ha hecho no por inocente sino porque se han tocado ciertas palancas, o cuando se ofrecen criterios tan diferentes para exculpar a unos y condenar a otros, o cuando se remueven jueces y se promocionan otros -sólo por citar algunos casos- podemos según nuestras “filias y fobias” estar de acuerdo o no, pero de ser inteligentes deberíamos estar de acuerdo con arreglo a la verdad y la justicia que es además lo honrado (sino dime con quién andas y te diré quién/qué eres), porque aquí ya no se trata de ver libre a alguien que es de nuestro “equipo”, sino de darnos cuenta de que cuando alguien se libra de esa forma se está dañando a todo un país porque se están pervirtiendo algunos de los valores más básicos de la convivencia de los seres humanos en la sociedad.

Quizás yo esté equivocado y mi vista esté distorsionada, quizás realmente se esté eligiendo la opción número uno que antes señalaba y no la dos, quizás en realidad se estén haciendo cosas para que la justicia sea más accesible para la sociedad a lo largo y ancho de la misma, para que sea realmente independiente y que cuente con más recursos para actuar, quizás sea así y el Poder Judicial desde este punto de vista en realidad no esté corrupto y yo me equivoque, es posible, pero si estoy equivocado… ¿Me puede alguien explicar por qué algunas cosas huelen tan mal en este país?

Anuncios

Un comentario el “Poder Judicial en España… ¿Corrupto?

  1. Muchas veces he comentado DIVIDE Y VENCERÁS. Las estrategias del partido gobernante y sus opositores son las que han primado hasta estos momentos, validas lo suficiente para hacer todo cuanto les venga en gana. Si no son democráticas, ya procuran por los medios que sean para que sean, aunque continúen no siéndolo. Todo tiene un porque, esta manera de proceder y las consecuencias que se espera de ellas. Esta sociedad independientemente al partido que uno se siente más identificado, ha sido, es y será una sociedad sumisa a todo cuanto acontezca por parte del gobierno y sus decisiones. En cualquier parte del mundo que su gobierno hubiese intentado hacer lo que el nuestro, el país entero estaría en la calle manifestándose día sí y día también. Somos cobardes y traidores unos a los otros. Por este motivo fundamental y definitivo tenemos y hemos tenido los gobiernos tan corruptos e permisivos. Solo pensamos en la España una y libre y otros en separarse de esta nación. La gente de la calle poco les tendría de interesar ambos argumentos sin previamente solucionar la corrupción institucional política. Clave y origen de todo cuanto nos está sucediendo. Santa Bárbara está tronando para todos sin excepción ¿a que estamos esperando salir a la calle hasta echar la totalidad de componentes que forman los partidos de nuestro país?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s